Gobernación de Carabobo entregó canastillas a bebés nacidos en Año Nuevo (+fotos)

220
Compartir

Foto: Oswdin Eduardo Gil Linares es el primer carabobeño nacido en el 2015

(Valencia, 01 de enero. Prensa Gobernación de Carabobo) Cumpliendo instrucciones del gobernador Francisco Ameliach y su esposa, la primera combatiente del estado, Elizabeth Rangel de Ameliach, este jueves la secretaria de Desarrollo Social y Participación Popular, Glorybeth Vásquez, hizo entrega de canastillas a las madres de los bebés que nacieron el pasado 31 de diciembre de 2014 y el primero de enero de 2015 en la Maternidad de Alto Riesgo Comandante Supremo Hugo Chávez.

La secretaria de Desarrollo Social y Participación Popular indicó que, el pequeño Oswdin Eduardo Gil Linares, se convirtió en el primer carabobeño nacido en el 2015, quien llegó al mundo por parto natural a las 12:20 de la madrugada de este 1° de enero en la maternidad de alto riesgo Hugo Chávez de la Ciudad Hospitalaria “Dr. Enrique Tejera”.

Foto: Gestión de Ameliach entregó canastillas a primeros carabobeño nacidos en la Chet

“Venimos en esta maternidad construida en revolución, por instrucciones de nuestro gobernador Francisco Ameliach y su esposa Elizabeth de Ameliach, estamos dando recibimiento a los primeros niños carabobeños, prestando atención integral a estas madres con la entrega de 31 canastillas con ropa para sus bebes, teteros y medicamentos”, resaltó.

Asimismo, Vásquez informó que en el Hospital Materno Infantil “Dr. José María Vargas”, mejor conocido como la Maternidad de Sur, nacieron 10 niños entre el 31 de diciembre y el 1° de enero, a quienes también se les prestó atención.

Agradecida con Ameliach

Llena de emoción, la madre del pequeño, Katiuska Linares de 23 años de edad, comentó que su hijo pesó 3 kilos 300 gramos y midió 55 centímetros. “A las 8:00 de la noche empecé con las contracciones, a las 11:30 me ingresaron a la maternidad y empecé con el trabajo de parto, cuando sonó el cañozo las contracciones se hicieron más fuertes y nació mi bebé”, contó.

La orgullosa madre manifestó que la atención en el hospital materno infantil fue excelente. “Yo soy hipertensa y el personal no me descuidó, estoy bastante agradecida tanto con los médicos y enfermeras, como con el gobernador Francisco Ameliach porque sin él mi hijo no hubiera nacido en un lugar tan bonito y además me obsequiaron una pañalera con todo lo necesario para mi bebe”, agregó.

Foto: NP