Ortega
Foto: Referencial

El diputado a la Asamblea Nacional (AN), por el Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), Saúl Ortega, exhortó a los “factores democráticos” de la oposición a mantenerse dentro de la mesa de diálogo, “si es que en verdad están interesados en salidas electorales y constitucionales”.

saul
Foto: Referencial

El parlamentario Ortega señaló que “quienes hoy están muy apurados en resultados pronto, son los mismos que desean la violencia”.

El jefe político de la tolda roja en Carabobo añadió, “no puede ser que luego quieran hacerse las víctimas y decir que son presos políticos y perseguidos por el Gobierno, cuando son ellos quienes están abandonando las reglas de oro de la democracia: El diálogo y las leyes. No puede ser que estén conspirando contra la economía y las instituciones y pretendan mantenerse en el campo de la democracia”, dijo.

Ortega destacó que el diálogo fue una iniciativa del Gobierno Nacional para superar momentos, “irracionales de la política y la imposición de la violencia como una vía para la toma del poder”. También aseguró que el líder de Voluntad Popular (VP), Leopoldo López, y el de Primero Justicia (PJ), Henrique Capriles, pretendían imponer una supuesta agenda violenta al cronograma político opositor.

Capriles y López son herederos de Carmona Estanga 

El experimentado militante de la causa bolivariana explicó que dos de los líderes más visibles de la oposición (Capriles y López), tendrían una actitud violenta que ha sido reiterativa, desde el golpe de Estado del año 2002, contra el entonces presidente, Hugo Chávez. “Leopoldo López y Henrique Capriles son herederos de Carmona Estanga”, destacó.

“A lo mejor no los vimos bien en 2002, porque estábamos pendientes de Carmona y los almirantes, pero estos señores (Capriles y López) estuvieron bien activos en los planes insurreccionales. Desde entonces no han cesado en su conducta de hostilidad contra la democracia y las instituciones”, expresó.

El Gobierno Nacional y un sector de la oposición, especialmente la aglutinada en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), iniciaron un proceso exploratorio de negociaciones para buscar una salida a la conflictividad política que atraviesa el país. Hoy se espera una nueva reunión entre las partes.

Sin embargo, en el caso de la oposición, algunos sectores han dejado ver su inconformidad con los términos planteados en la negociación, por lo que han criticado públicamente la actuación del liderazgo ejercido por Jesús Chúo Torrealba y Carlos Ocariz, pues consideran que el diálogo solo sirve para “oxigenar al gobierno de Nicolás Maduro.

También, otras posturas se encuentran en Voluntad Popular, quienes decidieron no acompañar al “G3” en las negociaciones, hasta que el Ejecutivo no muestre gestos concretos de querer cumplir con las exigencias de la Unidad, entre las que destaca un cronograma urgente de elecciones a diferentes niveles, además de la liberación de una larga lista de detenidos.

Con información de Notitarde