Artech Digital

La feria taurina presentadas en la ciudad de México, el pasado domingo dejó al torero mexicano Antonio Romero, herido al recibir una grave cornada en el ano de «aproximadamente 30 centímetros» cuando realizaba su faena en el marco del segundo festejo del evento de Cuaresma

torero
Foto: Referencial

Rafael Vázquez Bayod, doctor que atendió al torero, informó que la cornada en la región ano-rectal de «muy grave, muy seria» y de muchísima energía. La embestida del toro destrozó «completamente el esfínter anal y lesiona de manera muy grave el recto», por lo que fue necesario hacer una cirugía para «el control de daños».

A través de un video se apreció cómo el toro, llamado Caporal y 526 kilos de peso, vuelca al torero y lo embiste cuando cae al suelo. Tras la cornada Romero recibió tratamiento de urgencia y luego fue trasladado al Hospital Mocel.

«El paciente está bien, ha aguantado perfectamente la cirugía, una situación grave que pone en peligro su vida en un momento por la severidad de la lesión, pero ya los daños están controlados», destacó el cirujano Juan Carlos Sánchez en declaraciones a NTR Toros.

Con información de Actualidad RT