Iran-amenaza-y-Trump-asegura-que-si-atacan-seria-su-fin-WEB-N24 - noticias 24 carabobo

Este domingo, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump hizo una dura advertencia ante las recientes amenazas de Irán. En un tweet para su cuenta en la red social Twitter, Trump sugiere que Irán será destruido si ataca los intereses de Estados Unidos.

«Si Irán quiere pelear, eso seria el fin oficial de Irán. Nunca amenacen a los Estados Unidos de Nuevo»

Para los últimos quince días, en el golfo Pérsico, se ha reforzado la presencia militar de Estados Unidos; con el fin de aumentar la presión sobre el gobierno de Teherán.

Estas acciones, las toma EE.UU bajo la acusación de que el gobierno de Teherán prepara ataques contra sus intereses en la región.

Tras las Amenazas de Irán el gobierno de EE.UU, envió portaviones y bombarderos B-52. De este modo, dando respuesta a las fotografías que mostraban que Irán había cargado misiles en pequeñas embarcaciones.

Del mismo modo, el gobierno de Trump retiró a su personal diplomático no imprescindible de Irak; asegurando que grupos armados iraquíes respaldados por Irán conforman una amenaza.

A pesar de las amenazas de Irán, Donald Trump, el jueves,  ha intentado generar un diálogo entre ambos países, que el gobierno de Teherán rechazó.

Continua Leyendo: EXPLOSIÓN EN EGIPTO: HERIDOS EN UN BUS TURÍSTICO CERCA DE LAS PIRÁMIDES DE GIZA

Irán reacciona a la situación 

Por su parte, desde el estrato militar iraní, un alto funcionario militar acusó a Trump de ser deshonesto. Asegura que Washington pide conversaciones mientras «sostiene un arma» en Teherán.

Tambien, se conoce que las amenazas de Irán, se infundan bajo el hecho de que ya se ha descartado que; las fuerzas armadas de Estados Unidos sean una «guerra psicológica».

A esto, el  ayatolá Ali Khamenei, esta semana dijo que Teherán no negociaría con EE.UU respecto a otro acuerdo nuclear porque esas conversaciones serían «venenosas».

De mismo modo se opone Rasoul Sanai-Rad, un diputado político del comando de las fuerzas armadas; el cual agrega en una rueda de prensa para “Mehr” que:

“El comportamiento de los líderes estadounidenses es un juego político que consiste en amenazas y presión, mientras que muestra una disposición a negociar para presentar una imagen pacífica de sí mismos y engañar a la opinión pública”