Artech Digital

Andrés Eloy Blanco nació un día como hoy en la calurosa Cumaná; fue un destacado poeta, político, diplomático; escritor, abogado y humorista. Fue uno de los de mayor trascendencia en el país y fuera de el.

Era uno de los poetas que tan solo ver un motivo podía hilvanar y pincelar versos; de hecho el nacer en Cumaná le dio ese aval. Desde pequeño se interesó por los libros, por el saber y conocer del país.

Hijo de un doctor como Luis Blanco Fariñas y de Dolores Meaño Escalante; quienes le inculcaron la lectura como base. El hogar de Luis y Dolores alimentaron esa pasión de Andrés Eloy Blanco para escribir.

Andrés Eloy Blanco premiado desde muy joven

El poema pastoral Canto a la Espiga y al Arado le dieron su primer galardón; al igual que El Huerto en la Epopeya. Por ser de la llamada e histórica “Generación del 28” fue apresado por ir en contra del gobierno.

Se graduó como un profesional de Derecho del cual pasó a ser otro oficio; y Andrés Eloy Blanco siguió escribiendo y fue cuando tuvo otro premio. Ganó el galardón con su poema Canto a España, el cual le dio el primer lugar en ese país.

CONTINUA LEYENDO: MUSEO DE LOS NIÑOS CUMPLE HOY 37 AÑOS DE ÉXITOS

Aprovechando su viaje a España, se quedó allí por un año; allí fue cuando entró a la Real Academia Sevillana de Buenas Letras.

Humorista, escritor y poeta

La originalidad era la base de Andrés Eloy Blanco, se fue nutriendo de todos los que conocía y mezcló esos conocimientos. Los mismos le abrieron las puertas en el mundo y todo el mundo lo llamaba el poeta popular del pueblo.

Fue así como pintó “angelitos negros” una de sus poesías más conocidas; como también otras que se dieron a conocer. El humorismo también lo hizo parte de su vida y de su trabajo a diario el cual lo hizo famoso en todo el país.

Ya no era Andrés Eloy Blanco, era el poeta popular, era el escritor, también era diplomático; el nacido en Cumaná fue uno de los que quería una transformación literaria en el país.