Artech Digital
Windy Guaidó - Windy Guaidó

Su belleza ha impactado en redes sociales y su vida transcurre entre Colombia y Venezuela. Windy Guaidó la prima del líder de la Asamblea Nacional Juan Guaidó. Se ha vuelto famosa por su belleza y su escultural cuerpo.

La muchacha también le mete al canto y el género urbano la tiene como exponente. De allí a que ella misma se ha vuelto famosa en Medellín. La capital del reguetón tiene a la joven Windy Guaidó como una de las mejores del género.

Pocos imaginaban que la prima de Juan era así de bella. En las redes sociales muchos le han dicho múltiples piropos. La venezolana dedica varias horas a cuidar su cuerpo en un gimnasio y se ha vuelto tan famosa, incluso más que su primo.

Windy Guaidó se roba los corazones

En las marchas de este año muchos se quedaban impactados en las famosas marcas opositoras. Al ver a la chica de cabello cuerpo y rostro de muleca. La misma se volvió desde esa vez famoa y pocos sabían que era prima del “autoproclamado”.

Windy Guaidó - Windy Guaidó

Continua leyendo:¡Talento nacional! Ganiel trae música, sentimiento y ¡Cántame!

Unos incluso decían que era admiradora hasta que se le conoció; que Windy Guaidó es prima de Juan. Ya era que la “Muchachota” como se le conoce en Medellín tenia miles de corazones conquistados.

Hoy en día mediante las redes sociales puedes enterarte que se ha dedicado al mundo de la música. Aparte del modelaje y también al canto donde muchos le ven un gran futuro. De hecho en su Instagram puedes enterarte de más de su vida.

View this post on Instagram

Gracias Venecia ❤️ gracias infinitas Medellín 🙌

A post shared by Windy (@windyguaido) on

Muy famosa… y querida

Es muy querida y famosa Windy Guaidó, la prima de Juan sigue conquistando fronteras. Ya que en Miami y hasta en España su belleza ha dado que hablar. Hasta el mismo Maluma y otros famosos la tienen para hacer dueto.

Eso por supuesto sería espectacular para la carrera musical de esta bella joven. Que muchos le han pedido que se autoproclame Miss Venezuela. Los piropos le llueven en las redes sociales y a los que la ven en las marchas.