Carla Mai la estrella del cine prohibido y su misteriosa muerte

1283
Carla Mai - Carla Mai
Compartir

Carla Mai tenía el mundo en sus manos con apenas 27 años, dinero, fama y un futuro envidiable. Era de las actrices del cine prohibido que podía de un momento a otro pasar a Hollywood; su belleza llamativa y su extrema sensualidad eran su gancho.

Sus cabellos negros como la noche, un cuerpo tatuado y una musculatura definida la hacían la estrella. En el cine prohibido la bella Carla Mai triunfó desde que se inició; todas las productoras buscaban a la actriz.

En 2016 asistió a una fiesta vestida de negro y donde se hacía sentir entre los invitados. Pero la actriz era el centro de atención aquella noche. Pero en la sala había tragos y drogas, luego de baile y celebración; la chica se lanzó desde uno décimo piso.

Carla Mai - Carla Mai

Carla Mai, sensual, inolvidable y hermosa

Ya la actriz había aparecido en documentales de la televisión británica y era desenvuelta en las entrevistas. Pero aquella noche en décimas de segundo salió al balcón a tomar aire y apareció muerta; la policía investigó pero determinaron que era suicidio.

La actriz británica era una de las estrellas más fulgurantes del cine prohibido; una de las que tenía un futuro prometido. Querían verla en el cine acción ya que tenía la chispa para triunfar; pero esa noche en esa fiesta pasó de la vida a la muerte.

Carla Mai - Carla Mai

Era muy humilde y por su cuerpo definido y su personalidad retadora empezó como bailarina en un club nocturno. Allí aprendió los secretos de la noche y uno de los productores la conectó con los cazatalentos; Carla Mai era una estrella hecha para el cine.

Un salto al vacío

La actriz en 2008 se había vuelto la revelación del año en el cine prohibido; quedó premiada por varias productoras por ser una de las mejores. La comparaban con Demi Moore por su mirada y sus cabellos.

Para muchos la muerte de la actriz no quedó aclarada y hay un misterio. La policía agotó todas las partes pero cerraron el caso. Interrogaron a todos los que habían ido a la fiesta; donde había empresarios, hombres de dinero y hasta corredores de bolsa.

Sigue leyendo ahora:No hay Radio Rochela pero la Coconaza sigue vigente