Artech Digital
bebidas
Foto: Referencial

Caer en la tentación de cualquier líquido que te ofrecen cuando estas sediento o cansado, es fácil, pero después de leer esta lista de bebidas que le hacen daño a tu cuerpo, pensarás dos veces antes de volver a tomar alguno de estos:

bebidas
Foto: Referencial

1. Jugos artificiales

Por lo general los jugos embotellados están compuestos de agua de azúcar y colorante.  Si quieres de una bebida saludable de verdad, fíjate que la etiqueta diga 100% jugo natural.

2. Agua saborizada

Las bebidas saborizadas e infusiones pueden aportarte algunas vitaminas y mucho azúcar añadido. La próxima vez que compres una botella de agua, revisa su contenido: si contiene otros ingredientes además del agua y un sabor natural, déjalo en la estantería.

3. Gaseosa de dieta

El refresco dietético puede ser libre de calorías, pero también es libre de nutrientes.  Además, si consumes esta bebida todo el día, es probable que estés dejando a un lado otras opciones que tu cuerpo necesita más, especialmente el agua y el té. Una soda de dieta al día es permitido, pero si tomas de 5 a 6 latas diarias, puedes estar haciéndole daño a tu organismo.

4. Café muy elaborado

Nadie se resiste a un frapuccino, pero si lo piensas bien, su sabor delicioso es porque combina el café con aproximadamente 170 gramos de azúcar y apenas un 2% de leche, convirtiéndose en una bebida de 800 calorías y una ingesta de azúcar más que de cafeína.  Por si fuera poco, casi siempre vienen acompañados de crema batida en el tope…¡Dile adios a tu cintura!

bebidas
Foto: Referencial

5. Batidos de frutas

Sí, las frutas son buenas para tu salud, pero un vaso de smoothie puede tener hasta 700 calorías y solo dos gramos de proteína, gracias a su alto contenido en azúcar.  Es como comerte una piña entera, un mango, y una taza de arándanos y fresas en una sola sentada.  ¿Por qué es malo? Porque las calorías de cualquier alimento quedan almacenadas en las células de grasa si consumes más de lo que puedes quemar.

6. Bebidas deportivas

Terminar tu sesión de ejercicios con una bebida típica deportiva puede afectar tu meta de pérdida de peso.  Muchas de estos líquidos hechos para entrenar contienen una mezcla de endulzantes naturales y artificiales, además de un sinfín de aditivos adicionales.  Si lo que quieres es reponer electrolitos, cambia a una opción hecha específicamente para esto.

7. Alcohol fuerte

El alcohol con moderación (una o dos bebidas al día), se ha demostrado que eleva el colesterol HDL (bueno), aumenta el flujo sanguíneo, y mejora el metabolismo del azúcar. Pero cuando pides la tercera copa, el riesgo de la obesidad y la gran cantidad de otros problemas de salud comienza a subir.

8. Limonada

Nos referimos a la que compras en una tienda de conveniencia o pides en tu restaurante favorito. La mayoría de estas versiones están hechas de los mismos endulzantes que contienen las gaseosas, combinadas con preservativos y colorante artificial.  Con 100 calorías por servida, y el equivalente a 6 cucharadas de azúcar y cero nutrientes, basicamente estás tomando caramelo líquido.  Definitivamente no lo más refrescante.

Con información de E!


«Si quieres recibir esta y otras noticias en tu celular, descarga nuestra aplicación de Telegram al ingresar a este link https://t.me/noticias24carabobo y dale clic a +unirme.