Artech Digital
Carteristas en Valencia – carteristas en Valencia

El robo de billeteras y afines es un mal de nunca acabar en la ciudad. Los carteristas en Valencia operan de la manera más sencilla y cualquiera puede ser su víctima. Desde el que dice estar pendiente hasta el que dice que nunca lo han robado.

Pero los “manos mágicas” además operan en la ciudad desde hace mucho tiempo. Algunos carteristas en Valencia están en las paradas, otros pocos están hasta en los centros comerciales. El sexo no importa hay mujeres y hombres entre los que se dedican a este oficio.

En las paradas además siempre buscan un pretexto los cuales van y se colocan muy cerca de la víctima. Unos buscan sin embargo hasta empujar a la persona para sacarle la cartera. Sacar la cartera es un arte para muchos incluso eso lo practican.

El mal de los ladrones de carteras y monederos viene en la ciudad desde 1975. Para muchos es un mal de nunca acabar y que ha cambiado con los años. Muchos de estos incluso operan de una persona hasta tres.

Carteristas en Valencia de uno a tres y en libertad

Muchas personas además se quejan ya que los que se dedican a este arte es considerado un delito menor. De hecho las personas afirmaron a Noticias24carabobo; que muchos de estos roban hoy y están libre al otro día.

Carteristas en Valencia – carteristas en Valencia

Continua leyendo:¡De múltiples disparos! Asesinado un PNB en Mariara..

Los que operan solos siempre se ven con un pretexto para poder estar cerca de la víctima. Puede ser un hombre o una mujer pero siempre los carteristas en Valencia; buscan a los desprevenidos. Al momento de acercarse buscan sacar la cartera y huir.

Eso sí huyen al paso tranquilo para no despertar sospechas; muchos de los roba carteras hoy en día son jóvenes. Pero también hay personas hasta de 50 años en este oficio incluso ya la mayoría; en el centro los conocen.

Drama y teatro

Hay otro grupo de carteristas en Valencia que los conforman tres personas. Uno es el que tiene las manos rápidas y es de los que tiene el trabajo más difícil. Otro además tiene que armar un teatro o drama para alimentar la escena.

Algunos incluso fingen ataques para generar un tumulto de personas. Allí vuelven además a atacar y lo hacen de forma rápida. Ni hablar del drama que arman si la policía los agarra en pleno acto del robo de carteras.

Unos incluso además aun con la cartera en la mano dicen que no lo estaban haciendo. Eso sí estas personas aparte de buenos actores son reyes del cinismo. La mayoría sin embargo manejan muy bien el estado de nervios.