¡Cuidado! Razones para no practicar sexo en el agua con la pareja

1064
sexo en el agua - sexo en el agua

Muchas parejas tienen la fantasía de tener sexo en el agua, pero esta práctica no es recomendable por los expertos; ya que puede traer consecuencias.

Durante las vacaciones, las parejas jóvenes quieren experimentar vivencias románticas y apasionadas fuera de lo tradicional. Sin embargo, este empuje loco y desenfrenado hace que muchas parejas cometan errores en el momento.

También, otro ingrediente que puede avivar el sexo en el agua, es que algunas parejas desean vivir la fantasía de ser descubiertos en algún sitio público, lo que llamamos exhibicionismo. El simple hecho de ser encontrados infraganti le da ese toque mágico a la relación.

Pero, no todo es color rosa, porque hay consecuencias que se pueden presentar al tener relaciones sexuales y pueden desencadenar ciertas dolencias.

  1. Menor lubricación

La mujer al estar rodeada de agua, la vagina se lubrica en poca cantidad; porque el elemento elimina los fluidos que el cuerpo produce cuando se excita. Por lo tanto, esto puede producir irritación y dolor durante y después del acto.

Por eso, los expertos recomiendan al tener sexo anal o vaginal que usen lubricantes de silicona, más no de agua; ya que sería inútil.

  1. Posibles infecciones

En este ambiente acuático proliferan las bacterias; por lo tanto se es propenso a contraer alguna infección, sobre todo en la zona genital. Así sean en piscinas.

Leer más: Poliamor: Se puede amar a dos personas al mismo tiempo

  1. Riesgos en la eficacia del condón

Otro de los factores, es que el condón se rompa; debido a que preservativo pierde la lubricación con la que viene de fábrica.

El preservativo puede pierde eficacia y por ende no será efectivo para la prevención de embarazos, como la protección de enfermedades de transmisión sexual.

  1. Las molestias de la arena

La arena es el principal motivo por el cual muchas parejas, después de cumplir la fantasía erótica de tener sexo en la playa, deciden no reincidir nunca más. Es muy molesta, ya que se adhiere con facilidad a cualquier parte del cuerpo, se cuela por los más recónditos pliegues de la piel y luego cuesta mucho quitarla.

  1. Riesgo de difusión viral

Uno de los riesgos a lo que están sometidas la mayoría de las personas es que exista alguien inescrupuloso y filme o fotografíe a la pareja, mientras tiene sexo y luego eche a circular esas imágenes en internet.

Es otra razón importante para valorar si merece la pena correr estos riesgos con tal de hacerlo en la playa o en la piscina o en el mar, como en las películas.

Leer más: Conoce los problemas que trae consigo tener un flequillo del pene corto


«Si quieres recibir esta y otras noticias en tu celular, ingresa a nuestro enlace en Telegram»